Solicitamos su permiso para la utilización de cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | Más información

#EleNao: Brasil y el planeta no se lo pueden permitir

miércoles, 24 de octubre de 2018  Blog Brasil Sudamerica Derechos Humanos
El discurso de odio de Jair Bolsonaro amenaza los derechos humanos y el medio ambiente.
A pocos días de la segunda vuelta de las elecciones en Brasil, reafirmamos el compromiso de permanecer al lado de nuestras organizaciones socias para defender los derechos humanos, el medio ambiente, los pueblos indígenas y el feminismo.

El discurso del odio puede ganar las elecciones en Brasil el próximo domingo. Un odio que Jair Bolsonaro proyecta hacia los indígenas, los afrodescendientes, las mujeres, la comunidad LGTBI, el medio ambiente, los derechos humanos y la democracia. En InspirAction mostramos nuestra más absoluta repulsa a este discurso y nuestra profunda preocupación por el ataque que su posible victoria supone hacia los derechos humanos, la sociedad civil organizada, la igualdad, la conservación del medio ambiente y la propia supervivencia de los pueblos indígenas, en defensa de cuyos derechos trabajamos muy activamente.

Nuestras compañeras cuentan desde Brasil que las elecciones tienen lugar en un momento de “creciente tensión” y que “los grupos más marginados serán seguramente los más afectados por los resultados”. Las elecciones se producen en un momento de recortes sociales sin precedentes y la expansión del discurso ultraconservador “preocupa a las organizaciones de la sociedad civil”.

Brasil1

Por eso, queremos reafirmar “nuestro compromiso para permanecer al lado de nuestras socias y de la sociedad brasileña al tiempo que manifestamos nuestra solidaridad con las organizaciones que promueven valores de tolerancia, paz y justicia social”, tal como afirma nuestra compañera. Las organizaciones con las que trabajamos en Brasil se están movilizando para concienciar sobre el peligro de la victoria de Bolsonaro. Es el caso del INESC y CONIC.


¿Cómo es el discurso de odio de Bolsonaro?

Bolsonaro ha llegado a afirmar que no respetaría los derechos de los indígenas a la tierra (“donde hay una tierra indígena hay una riqueza debajo de ella. Tenemos que cambiar esto”, llegó a decir), que los afrodescendientes “no sirven ni para procrear,” que “cometió un error al tener una hija”, que una mujer fea “ni merece ser violada” o que las personas del colectivo LTGBI deberían haber sido golpeados de niños para “corregirlas”.




Amenazas de Bolsonaro hacia el medio ambiente


La posible victoria de Bolsonaro es una amenaza también para el medio ambiente. El líder ultraconservador ha anunciado que se retiraría del Acuerdo de París para combatir el cambio climático, tal como ha hecho Donald Trump con Estados Unidos. Pero además hay otras medidas anunciadas por Bolsonaro que ponen en peligro el Amazonas, las tierras indígenas, el trabajo de las ONGs ecologistas y las leyes del medio ambiente. Algunas medidas son:


  • Abrir los territorios indígenas a la minería, la actividad que más contribuye al cambio climático en Brasil.

  • Apostar por una legislación y un control mucho más laxo del impacto que las actividades económicas tienen en el medio ambiente. Esto afecta muy negativamente a la conservación del Amazonas, donde le votó una gran mayoría de la población, tal vez deseosa de obtener grandes riquezas de este espacio natural que podría quedar desprotegido.

  • Prohibir el acceso de ONGs ecologistas internacionales, como Greenpeace o WWF, al país

  • Desmantelar las agencias federales de medio ambiente y el propio Ministerio de Medio Ambiente, cuyas funciones recaerían en el Ministerio de Agricultura, que siempre se ha mostrado contrario al respeto de los derechos de los pueblos indígenas.

    7438313580-3d35f2e61d-z

    De esta manera, grandes terratenientes y grandes empresas de sectores extractivos están empezando a entender que si ocupan ilegalmente una tierra o explotan un recurso del Amazonas el Gobierno no va a poner demasiados impedimentos. De hecho se teme que Bolsonaro no respete el artículo 231 de la Constitución que afirma que los pueblos indígenas tienen derechos sobre las tierras que habitan aunque pertenezcan al Estado. Un 13% de las tierras brasileñas están en manos indígenas, la mayoría de ellas en el Amazonas. E históricamente los indígenas han dado muestras de una preocupación por el medio ambiente, como demuestra el dato de que solo el 2% de la deforestación de los bosques ha ocurrido en las tierras indígenas.

    El racismo de Bolsonaro llega al punto de que el coordinador nacional de la Asociación Nacional de los Pueblos Indígenas afirma: “si gana, institucionalizará el genocidio”. No se lo podemos permitir.

    ¿Qué puedes hacer tú?


    En InspirAction trabajamos con las comunidades indígenas y quilombolas (afrodescendientes) del Amazonas para que conozcan sus derechos y los defiendan, mejoren sus medios de vida y tengan más herramientas para proteger el Amazonas. Puedes ayudarles organizando una carrera solidaria en tu centro educativo o en tu barrio. Nosotras te ayudamos y te contamos cómo. 


    Imagen de portada: Guilherme-Cavalli / CONIC